domingo, 31 de enero de 2010

Periodistas en China reciben ciberataques en sus correos


Los ataques se realizaron a periodistas extranjeros

La organización Reporteros Sin Fronteras (RSF) expresó a través de un comunicado su indignación y gran preocupación tras recibir ciberataques

BALUN CANAN, PEKÍN, CHINA, 19 DE ENERO DE 2010.- La organización Reporteros Sin Fronteras (RSF) expresó a través de un comunicado su "indignación y gran preocupación" tras los ciberataques contra las cuentas de correo electrónico de Gmail, de varios periodistas extranjeros que trabajan en China. "A través de los periodistas extranjeros que trabajan en Pekín, los hackers intentan probablemente obtener los contactos y la información de activistas en defensa de los derechos que aceptan hablar con la prensa", apuntó RSF.

Estas acciones "ponen en peligro a las fuentes e intimidan" a los periodistas, además de constituir "un gran ataque contra su libertad de informar, su vida privada y profesional", agregó la organización.

"Mi vida privada ha sido violada, y mucha gente ha sido puesta en peligro tras esto. Es horrible", declaró a RSF un periodista que no quiso revelar su identidad.

Ante esta situación, RSF exige explicaciones por parte del Ministerio chino de Información y Tecnología.

Además, la organización ha colgado en su página web una guía en la que ofrece consejos prácticos para ayudar a los internautas a preservar su anonimato y esquivar la censura.

Por su parte, el Club de Corresponsales Extranjeros de China (FCCC, siglas en inglés) señaló ayer a sus miembros que al menos dos medios de comunicación extranjeros habían sido víctimas de hackers.

La FCCC, también ha informado a sus miembros sobre cómo saber si sus cuentas han sido pirateadas, y pide a los periodistas que presten atención a los enlaces a los que acceden, así como verificar que sus ordenadores están bien protegidos contra los virus.

El anuncio se produce después de que la semana pasada la multinacional de Internet Google asegurase que las cuentas de correo de Gmail de disidentes políticos y de empresas estaban siendo víctimas de un ciberataque por parte de China.

Google decidió replantearse su estrategia en China, donde está presente desde hace cuatro años, al entender que no se están cumpliendo los objetivos con los que se implantó en el país y que le llevaron a transigir con la censura gubernamental.

El pasado jueves, el gigante de Internet anunció que hablaría con las autoridades chinas sobre la posibilidad de operar un servicio de búsqueda sin censura dentro de China y si eso fuera imposible, entonces cerraría Google.cn.

China tiene la mayor población internauta del mundo, con cerca de 384 millones de usuarios, pero también es uno de los países más censores con la red, según denuncian sistemáticamente las organizaciones de derechos humanos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tus comentarios